indemnización por despido

¿Qué indemnización por despido me corresponde?

Si nos han despedido, es probable que nos corresponda una indemnización.

No debemos dar por sentado que nuestro despido es correcto y procedente, ni mucho menos.

La mayoría de los despidos son improcedentes.

Con independencia que la empresa tenga problemas económicos, o que hayamos hecho lo que pone en la carta de despido, da igual, hay altas probabilidades de que el despido sea improcedente.

O al menos, que un buen especialista pueda conseguir que lo declaren improcedente y por lo tanto, te consiga la máxima indemnización.

👀 👀 ADVERTENCIA 👀 👀

Los Despidos Improcedentes suelen venir enmascarados como Despidos Disciplinarios para ahorrarse la indemnización y el preaviso.

Indemnización Despido

La indemnización varía dependiendo del tipo de despido en el que nos encontremos.

Así, si se trata de un Despido Objetivo, claramente, y con todos los requisitos formales :

☞【la indemnización es de 20 días por año trabajado, con el límite de 12 mensualidades.】

Si se trata de un Despido Improcedente, la indemnización es de 33 días por año trabajado, con un tope de 24 mensualidades.

En el Despido Improcedente, para una antigüedad anterior a febrero de 2012, durante dicho período la indemnización que corresponde es de 45 días por año, y el tope es de 42 mensualidades. Esta circunstancia hay que tenerla en cuenta para aquellos despidos de mucha antigüedad, anteriores incluso al 2.000.

Por ello, es imprescindible acudir a un abogado especialista en despidos y conseguir una correcta defensa y la mejor indemnización

Tengamos en cuenta que, una de las cuestiones más importante cuando se produce un despido es la indemnización vinculada al mismo.

Si conseguimos una indemnización importante, ésta nos permitirá iniciar un proyecto por nuestra cuenta, o arrancar de nuevo en otro trabajo, e incluso en otro sector.

Cuando recibimos la carta de despido, puede ser que, lo esperemos porque las relaciones no son buenas, porque se estaba acabando el trabajo, porque nuestro contrato llegaba a su fin, o porque ya nos iban avisando de ello.

Sin embargo, muchas de las veces el despido llega sin esperarlo. Y, es en esos caso en los que surge mayor desconcierto.

Lo importante a la hora de un despido es reaccionar a tiempo, y buscar un buen especialista en la materia.

¿Cómo actuar cuando nos despiden?

La mejor forma de actuar cuando recibimos una carta de despido es consultar la situación con un abogado especialista en despidos.

En derecho, al igual que en medicina si padecemos de la vista vamos a un oftalmólogo y no a un cirujano, pues en derecho si nos despiden lo mejor es acudir a un abogado laboralista especialista en despidos y no a un especialista en cualquier otra rama del derecho.

indemnización por despido objetivo
indemnización por despido

Y al igual que un médico conoce de todo un poco, y especialmente de su especialidad, lo mismo ocurre con los abogados.

De esta manera, el especialista podrá valorar si procede una indemnización por despido improcedente, o si la indemnización recibida cubre todo lo que nos corresponde.

Aunque pensemos que el plazo se nos ha pasado, no dejemos de visitar a un especialista, puede haber otras reclamaciones que de alguna manera suplan en parte la indemnización.

El plazo para denunciar un despido es de 20 días hábiles.

Valorará también si cabe alguna otra reclamación que nosotros no acertamos a ver.

Así, puede apreciar Diferencias Salariales en relación con el Convenio Colectivo de aplicación.

También puede localizar otros conceptos salariales susceptibles de reclamación.

Indemnización despido improcedente

Para que nuestro despido podamos considerarlo improcedente, es necesario, o bien que la empresa así lo reconozca, o que sea declarado improcedente por Sentencia firme judicial.

Hay que tener en cuenta que si estamos ante un despido improcedente nos corresponde una cantidad en concepto de indemnización, dependiendo de nuestra nómina y de nuestra antigüedad.

Por ello es importante que nuestra clasificación profesional se corresponda con la reconocida en nómina.

Cobrar por debajo de lo que nos corresponde supone una menor indemnización… si no es defendido correctamente.

Para evitar una merma de la indemnización, por una incorrecta clasificación profesional, es necesario demandar a la empresa para que nuestro derecho nos sea reconocido.

También hay que hacer hincapié a las horas por las que estamos contratados.

En este caso si hacemos un horario mayor al asegurado, influye en una menor indemnización.

Se produce lo que se conoce como infracotización, que afectará a nuestra pensión de jubilación, entre otros.

despido disciplinario improcedente
despido disciplinario improcedente

Hay que defender la jornada realmente realizada, y demandar para que la empresa cotice la parte de jornada no cotizada.

Una infracotización incidirá en la futura pensión de jubilación, reduciendo la misma.

Otro elemento a tener en cuenta es la nómina y todos sus conceptos.

Aquí hay que revisar si nuestra nómina es acorde con lo que el Convenio Colectivo de aplicación regula como salario, pluses y complementos.

Eso es así, porque si nuestra nómina no contempla alguno de los complementos que por convenio nos corresponde, y/o el salario es menor del establecido, entonces sin duda nuestra indemnización disminuirá.

Además, podemos reclamar estas diferencias salariales, al menos del último año.

RESUMIENDO

Entonces, hay que reclamar a la empresa para que nos sea reconocido el salario legalmente establecido, a efectos de hallar la indemnización correcta.

En un despido hay que valorar todas las características y particularidades del caso concreto , porque si la empresa al final no paga, y hay que recurrir al FONDO DE GARANTÍA SALARIAL, nos podemos encontrar con una importante pérdida, ya que, el FONDO no abona la totalidad.

Por ello, es importante que cuanto antes, desde los inicios a ser posible, nos pongamos en manos de un abogado especialista en despidos.

También te puede interesar...